Search
0

Your cart

El subconsciente alude a todo aquello que tenemos guardado, “escondido”, en nuestra consciencia, y no lo podemos ‘ver’ a simple vista, como ocurre con la parte sumergida de un iceberg. La información que tenemos almacenada en el subconsciente, y a la cual no podemos acceder fácilmente, suele contener miedos profundos, deseos reprimidos y experiencias traumáticas que, incluso de manera consciente, no nos gustaría recordar.

El doctor irlandés Joseph Murphy, en su libro “El Poder de la Mente Subconsciente”, sostiene que esta y los pensamientos influyen en nuestros resultados; es decir, que el poder de la mente interfiere directamente en el éxito y los rumbos de nuestra vida, moldeando nuestro destino.

Murphy sostiene que el subconsciente está abierto al poder de la sugestión, de modo que, si pensamos en cosas buenas, se harán realidad y si pensamos en cosas malas, también ocurrirán. Nuestro subconsciente no discute con nosotros, lo programamos y ya está. Por eso, es esencial tener sugerencias constructivas y positivas y pensamientos de armonía, salud, y paz. Todo esto será aceptado por la mente subconsciente, convirtiéndolo en realidad.

Hay personas que usualmente dicen frases negativas sobre sí mismas, como “no sirvo para…”, “no puedo”, “no soy bueno para…”. Cuando escucho a mis alumnos decir alguna de estas frases, les aconsejo cambiarlas e invertir sus pensamientos por algo positivo pues el subconsciente “guarda” esa información y nos la hace “recordar” siempre.

Somos muchas las personas que vivimos con la idea clara de que “todo se puede en esta vida” siempre que no dañe a terceros, sin embargo, en este sentido, es necesario que te identifiques con lo que quieres llegar a “construir” de ti”, porque te aseguro que “todo está en la mente” y sí, aunque podría parecer increíble, no lo es. Y es que basta con observar en muchas consultas a pacientes sanos deambular de médico en médico en busca de una enfermedad que no tienen. Con frecuencia, una persona sana, con sus pensamientos negativos y/o sometida a un estrés crónico, empieza a somatizar sus emociones, su estado de ánimo se degrada y aparece una enfermedad.

John Milton, en su libro “El Paraíso perdido” publicado en 1667, dice “Una mente no debe ser cambiada por lugar o tiempo. La mente es su propio lugar y, en sí misma, puede hacer un cielo del infierno, o un infierno de un cielo”. De manera que, solo a partir de mi mente puedo transformar el paraíso en infierno o el infierno en paraíso. El poder está en tu interior. La mente es tan poderosa porque ejerce una influencia directa en nuestros actos conscientes e inconscientes. Desde mi punto de vista, es esencial aprender a controlar el poder de la mente, nuestras acciones, emociones, sentimientos y pensamientos, concentrarse en nuestros deseos, buscar crecer interiormente de manera permanente, esta es una de las premisas que se manejan en este curso.

Cabe recordar que siempre, un buen observador, sabrá que un enfermo puede recuperarse más deprisa si posee un pensamiento positivo. Por el contrario, alguien en quien dominan los pensamientos negativos tarda mucho más tiempo en recuperarse y, en algunos casos, su debilidad o afección se agrava. Como decía Bob Marley: “Nadie más que uno puede liberar su mente de la esclavitud”.

En nuestra mente subconsciente radica el centro motor de nuestro cuerpo físico, ignorar como funciona, deja nuestra vida en control automático de los hábitos, creencias, paradigmas y hechos traumáticos vividos.

Los seres humanos vivimos ignorando lo que somos y que es la realidad en la que todos estamos inmersos. Apenas unas pocas personas tienen el conocimiento y han experimentado lo que verdaderamente somos y ellos, fueron los grandes avatares, principalmente espirituales, en este planeta.

Nuestro cuerpo es una máquina biológica, es el vehículo por a través del cual experimentamos la vida, por eso, en metafísica e incluso en muchas de las escuelas iniciáticas espirituales se lo conoce con el nombre de vehículo evolutivo o unidad de carbono. Si tu te compras una Ferrari y no lees el manual de uso, solo podrás acelerar, frenar y mover el volante (y eso si es que la puedes poner en marcha), pero no podrás operar todas las funciones que tiene y no solo eso, sino que, además, las funciones que tiene, por ignorancia, provocarán que el vehículo no funcione como corresponde, que en cualquier momento se detenga sin que tu tengas ni la más mínima idea de por qué y hasta que te lleve hacia donde tu no quieres ir. Y si le doy el volante a un mono salvaje, lo más probable es que juegue a los “autitos chocadores” con la Ferrari. En definitiva, sí, tienes una Ferrari pero no te sirve de mucho porque no sabes usarla, simplemente, porque no has leído el manual de instrucciones. Nuestro cuerpo no tiene un manual de instrucciones, pero sí es una máquina y tiene un modo de funcionamiento, sobretodo nuestra psique. Y esa parte de nuestra mente, el subconsciente, es la parte que se ocupa de manejar el cuerpo mientras nosotros experimentamos nuestra vida. Este subconsciente es el que permite que caminemos, bailemos, corramos, saltemos, comamos, escribamos, hablemos, cantemos, distingamos colores, sabores y olores, todo, absolutamente todo lo que hace nuestro cuerpo es manejado por nuestro subconsciente en forma que nosotros no somos conscientes, a través de programas y patrones de conducta y comportamiento principalmente, que los fuimos adquiriendo desde nuestro nacimiento, incluso antes. No saber como funciona, deja a nuestro cuerpo en piloto automático y todo piloto automático, funciona a través de una programación y hace solo, aquello para lo que fue programado.

Para ayudarte a entender un poco más, te comparto este video del canal de YouTube Libros Animados, donde resumen el libro El poder de la mente subconsciente de Joseph Murphy.

La mayoría de nosotros, no solo no tenemos idea de como funciona nuestro cuerpo, sino que, además, no tenemos ni idea de que existe esa programación en nosotros y que fue adquirida, principalmente, en nuestros siete primeros años de vida. Y son esos programas los que hoy manejan nuestro cuerpo, actitudes, personalidad y comportamientos, en forma totalmente inconsciente por nosotros mismos.

En este curso aprenderemos como funciona nuestra mente y, en particular, la parte subconsciente. Aprenderemos como se crean los programas por a través de los cuales vamos manifestando nuestras vidas y daremos las herramientas y ejercicios necesarios para limpiar el subconsciente, sanarlo, empoderarlo y comunicarnos con el.